Artículos de Medicina 21


Prevención del primer ictus
Autor: Dr. Salvador Giménez - Revisado: 28 de octubre 2016
Pedir inmediatamente asistencia es esencial, puesto que algunos de los tratamientos del ictus sólo son eficaces si el diagnóstico se realiza a tiempo y el paciente recibe tratamiento en un periodo relativamente corto de tiempo.

El ictus o apoplejía se produce cuando las neuronas mueren por no recibir suficiente sangre o cuando un vaso sanguíneo se rompe en el cerebro. Casi el 80% de ellos se producen por el bloqueo de una arteria en el cuello o en el cerebro lo que se denomina ictus isquémico, mientras que el resto suelen deberse a una hemorragia cerebral o ictus hemorrágico.

Acuda inmediatamente en busca de ayuda si:

Cree que usted o alguien cercano está sufriendo un ictus, solicite cuanto antes asistencia médica llamando al número local de urgencias, por ejemplo el 112. Pedir inmediatamente una ambulancia es esencial, puesto que algunos de los tratamientos del ictus sólo son eficaces si el diagnóstico se realiza a tiempo y el paciente recibe tratamiento médico en un periodo relativamente corto de tiempo.


Los signos de alarma de un ictus son los siguientes:

· Adormecimiento o debilidad súbitos de la musculatura de la cara, de un brazo o de una pierna, especialmente de un solo lado del cuerpo

· Confusión repentina, dificultad en el habla o en la compresión

· Dificultad brusca de visión en uno o ambos ojos

· Problemas repentinos para andar, mareos, pérdida del equilibrio o de la coordinación

· Dolor de cabeza severo y súbito sin causa aparente

"Casi el 80% de los ictus se producen por el bloqueo de una arteria
en el cuello o en el cerebro, lo que se denomina ictus isquémico"


Cómo prevenir el ictus


· Compruebe frecuentemente su presión arterial. Si está elevada consulte a su médico

· Si tiene fibrilación auricular, diabetes o un nivel elevado de colesterol, consulte a su médico y siga sus recomendaciones

· Deje de fumar

· Beba alcohol con moderación

· Haga el ejercicio regularmente


Factores de riesgo


· La principal causa del ictus es la presión arterial elevada o hipertensión arterial.

· La arteriosclerosis, es decir, unos vasos arteriales más estrechos de lo normal, en especial los que conducen la sangre al cerebro, como las aterias carótidas.

· Las enfermedades del corazón como el ritmo cardíaco irregular o fibrilación auricular, el colesterol elevado o hipercolesterolemia, o un infarto de miocardio previo, también son factores de riesgo importantes para sufrir un ictus.

· También existen factores de estilo de vida, como el hábito de fumar, el abuso del alcohol, la falta de actividad física o una dieta deficiente en frutas y verduras, que pueden aumentar su riesgo.

· Por último, cabe incluir en la lista de factores de riesgo las complicaciones de la diabetes.



Comentarios

No se encontraron resultados.

Añadir Comentario

* Este es un espacio de participación entre lectores. Las preguntas no tienen por qué ser respondidas por los expertos obligatoriamente.