Artículos de Medicina 21


La importancia del grupo sanguíneo y del Rh
Autor: Dr. Salvador Giménez - Revisado: 15 de junio 2017

El grupo sanguíneo y el factor Rh de la sangre son importantísimos, en particular si se ha de recibir una transfusión de sangre. Para conocer el grupo sanguíneo y el Rh se han de analizar los glóbulos rojos de la sangre.


La sangre está compuesta de líquido y sólidos. La parte líquida se llama plasma y está compuesta de agua y moléculas (sales y proteínas). Aproximadamente la mitad de la sangre es plasma. La parte sólida de la sangre contiene tres tipos de células: glóbulos rojos (hematíes o eritrocitos), glóbulos blancos (leucocitos) y plaquetas.

Los glóbulos rojos transportan el oxígeno desde los pulmones a todos los tejidos y órganos del cuerpo. Los glóbulos blancos luchan contra las infecciones y forman parte del sistema inmunitario de defensa del organismo. Las plaquetas colaboran en la formación de los coágulos (o trombos) cuando hay un corte o una herida. Estos tres tipos de células son producidas por la médula ósea, un tejido esponjoso que se encuentra en el interior de los huesos. Las tres células de la sangre tienen periodos de supervivencia diferentes, constantemente están muriendo y siendo reemplazadas por células recién sintetizadas en la médula ósea. Los glóbulos rojos suelen vivir unos 120 días, las plaquetas unos 6 días solamente y algunos glóbulos blancos viven menos de un día, aunque otros tienen una vida mucho más larga.

 Los Grupos Sanguíneos

Los diferentes grupos sanguíneos están formados por la presencia o ausencia de dos antígenos, el A y el B, que se encuentran en la superficie de los glóbulos rojos. De esta forma se identifican cuatro tipos de sangre: A (está presente el antígeno A sobre la membrana del glóbulo rojo), B (está presente el antígeno B), AB (están presentes el A y el B a la vez) y O (no hay ningún antígeno).

Por otro lado, existe otro antígeno en la sangre, el llamado factor Rh, cuya presencia o ausencia hace que la sangre sea Rh+ (positivo, hay antígeno) o Rh- (negativo, no hay antígeno).

De manera, que finalmente existen ocho tipos de grupo sanguíneo que se escriben de la siguiente manera:

A+, A-, B+, B-, AB+, AB-, O+, O-.

Donantes y Receptores

Los antígenos son sustancias que son capaces de desencadenar una respuesta inmunitaria de defensa si son extraños al organismo. Si esta respuesta inmunitaria está dirigida contra los antígenos de un tipo de sangre que proviene de una transfusión se produce una reacción grave, incluso mortal para el receptor de la transfusión. Por esto es tan importante conocer el grupo sanguíneo de cada uno y qué tipo de sangre puede uno recibir para evitar esta complicación.

Así, el donante de sangre llamado "universal", cuya sangre puede ser transfundida a cualquier receptor es el tipo O negativo (O-). Sus glóbulos rojos no llevan ningún antígeno en su superficie y en su sangre tampoco está presente en factor Rh.

Asimismo, el receptor "universal" es el AB+, ya que puede recibir una transfusión de cualquier grupo sanguíneo y Rh.


DSangre



Grupos sanguíneos y población

En general, el grupo O+ es el grupo sanguíneo más común. En la raza caucásica predominan los grupos O+ (37%) y A+ (33%). Entre los latinos también predominan el O+ (53%) y el A+ (29%). El grupo B+ es relativamente más frecuente en población africano-americana y asiática (18% y 25% respectivamente).

¿Cómo viene determinado el grupo sanguíneo de una persona?

Es hereditario. Lo mismo que el color de los ojos, el grupo sanguíneo y el Rh se transmiten genéticamente de padres a hijos.

- Si ambos padres son AB, los hijos pueden ser A, B, AB.

- Si ambos padres son B, los hijos pueden ser B, O.

- Si ambos padres son A, los hijos pueden ser O, A.

- Si ambos padres son O, los hijos suelen ser O.

- Si los padres tienen grupos distintos, los hijos pueden tener el tipo de cualquiera de ellos e incluso el grupo O.

 




Comentarios

No se encontraron resultados.

Añadir Comentario

* Este es un espacio de participación entre lectores. Las preguntas no tienen por qué ser respondidas por los expertos obligatoriamente.