Artículos de Medicina 21


Bupropión para dejar de fumar
Autor: Dr. Salvador Giménez - 16 de septiembre 2004
Bupropión se presenta como una buena alternativa para dejar de fumar cuando existe una elevada dependencia al tabaco.


No todos los fumadores son iguales, el grado de dependencia que cada persona tiene a la nicotina va a determinar en gran parte el método más efectivo para dejar de fumar. Bupropión es una buena alternativa para dejar de fumar si existe una alta dependencia al tabaco. En cualquier caso el tratamiento con este medicamento exige prescripción y seguimiento médico.

Desde Farmacia XXI queremos describir brevemente el fármaco: sus indicaciones, como actúa, como debe administrarse y cuales son sus principales contraindicaciones, interacciones y efectos secundarios.

INDICACIÓN

Bupropión está indicado para ayudar a dejar de fumar en pacientes que tienen dependencia del tabaco y por ello a la nicotina.

ACCIÓN

En realidad todavía se desconoce el mecanismo que permite potenciar  la capacidad de la persona para perder las ganas de fumar y facilitar su deshabituación tabáquica. Pero sí su efecto que consiste en inhibir de forma selectiva la recaptación neuronal de catecolaminas (dopamina y noradrenalina), con una acción mínima sobre la recaptación de indolaminas (serotonina) y sin inhibir la acción de ninguna monoaminooxidasa.

DOSIS Y FORMA DE ADMINISTRACIÓN

Se administra en forma de comprimidos de liberación prolongada que contienen 150 mg de hidrocloruro de bupropión. Los comprimidos deben tomarse enteros sin triturarse ni masticarse.

Durante los primeros 6 días de tratamiento se recomienda la administración de un comprimido de 150 mg al día, a partir del séptimo la dosis puede aumentarse a 2 comprimidos diarios con una separación de las tomas igual o superior a 8 horas, que hacen un total de 300 mg de bupropión por día. La duración del tratamiento oscila entre las 7 y las 9 semanas. Los pacientes que no observan ningún efecto a partir de las 7 semanas, deberán interrumpir el tratamiento.

En resumen de una sola vez no pueden tomarse más de 150mg (equivale a 1 comprimido) y la dosis diaria total máxima no puede ser superior a 300 mg (máximo 2 comprimidos al día, separados mínimo 8 horas.)

La principal novedad con bupropión es que inicialmente el paciente no debe dejar de fumar, será a partir y durante la segunda semana de tratamiento cuando el fumador deberá escoger una fecha para dejar este hábito definitivamente.

CONTRAINDICACIONES Y PRECAUCIONES

Por falta de estudios no se recomienda el uso del medicamento en jóvenes menores de 18 años. Tampoco se recomienda su utilización durante el embarazo y la lactancia, dado que bupropión y sus metabolitos se excretan en la leche materna. En pacientes ancianos debe emplearse con precaución, ya que pueden presentar una mayor sensibilidad al fármaco. En caso de ser utilizado por una persona mayor, la dosis recomendada es de 150 mg una sola vez al día, porque en este grupo de edad la función renal suele encontrarse reducida.

Bupropión está contraindicado en pacientes con hipersensibilidad a bupropión o a cualquiera de los excipientes. En pacientes con historial convulsivo, con trastornos alimentarios (anorexia y bulimia nerviosa), que siguen tratamiento con antidepresivos, antipsicóticos, antihistamínicos con efecto sedante (etilendiaminas, etanolaminas), teofilina, tramadol, quinolonas, antimaláricos y corticoides sistémicos. Diabetes tratada con hipoglucemiantes o insulina. En pacientes con cirrosis hepática, tumor cerebral, o en proceso de deshabituación alcohólica o de retirada de benzodiazepinas.

Deportistas deberán tener presente que bupropion puede dar lugar a un resultado positivo en un control de dopage. Su empleo está prohibido en el deporte de competición.

Precauciones en caso de insuficiencia hepática, insuficiencia renal y psicosis. Precaución también si el paciente sufre insomnio, en este caso se aconseja evitar la toma del medicamento antes de acostarse.

INTERACCIONES

Bupropión puede interaccionar con otros medicamentos pero también el hecho de dejar de fumar puede interferir en la actividad de algunas enzimas que metabolizan a diferentes fármacos. Se debe prestar especial atención si el paciente sigue un tratamiento con teofilina, tacrina, clozapina, imipramina, desipramina, olanzapina, clomipramina, fluvoxamina, paroxetina, fluoxetina, risperidona, tioridazina, metoprolol, propafenona, flecainida, orfenadrina, ciclofosfamida, ifosfamida, amantadina, carbamazepina, ácido valproico, fenobarbital, fenitoína, IMAO, levodopa, ritonavir... El médico especialista siempre será el encargado de valorar las posibles interacciones.

La nicotina administrada en forma de parches transdérmicos, no afecta la farmacocinética de bupropión, pero este medicamento y los parches de nicotina no deben administrarse juntos sin supervisión médica.

EFECTOS ADVERSOS

Los efectos secundarios del fármaco son frecuentes, aunque en general no excesivamente importantes, en cierta manera están relacionados con los síntomas característicos de la retirada de la nicotina. Los más comunes son el dolor de cabeza, el insomnio, la ansiedad y la irritabilidad, que pueden afectar a un 20% de los pacientes. También son típicos problemas gastrointestinales que incluyen sequedad de boca, náuseas, vómitos, dolor abdominal y estreñimiento. Pueden darse alteraciones del sentido del gusto y reacciones de hipersensibilidad (urticaria).

Al igual que otros medicamentos que actúan sobre el sistema nervioso central, bupropión debe ser utilizado con precaución antes de  conducir o si se emplea maquinaria, hasta que el paciente compruebe que el fármaco no afecta la capacidad para realizar estas tareas.

COMO SE COMERCIALIZA

Actualmente en España existen dos medicamentos comercializados que contienen 150 mg de hidrocloruro de bupropión, en forma de comprimidos de liberación retardada, que son: Zyntabac® y Quomen®

Recordar que en todos los casos el tratamiento con bupropión exige prescripción y seguimiento médico.



Vivir sin migraña

Comentarios

Pilar
2019-02-12 09:11:10
Hola, quisiera saber si se puede tomar bupropion después de un tratamiento de quimioterapia. Gracias

Gustavo
2009-09-21 06:22:09
Tomo ese Bupropion desde hace 3 semanas y no me sacó ni un poquito las ganas de fumar. Si el entorno y las situaciones no ayudan, no hay bupropion que sirva.

marielis
2009-08-31 07:09:03
bueno yo digo que deben dejar de fumar porque dañan la salud


Añadir Comentario

* Este es un espacio de participación entre lectores. Las preguntas no tienen por qué ser respondidas por los expertos obligatoriamente.