Actualidad Médica


Desarrollan un test no invasivo para identificar personas con riesgo de desarrollar Alzhéimer
11 de abril 2018
El hecho de que todavía no exista cura para la enfermedad de Alzhéimer se debe en parte a que las investigaciones de fármacos contra la enfermedad se ven dificultadas por el hecho de que la enfermedad es diagnosticada demasiado tarde como para llevar a cabo una intervención efectiva. Se cree que la enfermedad de Alzhéimer comienza antes de que los pacientes presenten los síntomas estándar, tales como la pérdida de memoria.

Identificar marcadores antes de que aparezcan los primeros síntomas
Científicos de la Universidad del Ruhr en Bochum, Alemania, han desarrollado un test sanguíneo para identificar marcadores tempranos de la enfermedad de Alzhéimer mucho antes de que aparezcan los primeros síntomas. El test sanguíneo permitiría identificar las personas en riesgo de contraer la enfermedad y por tanto abriría la vía al desarrollo de nuevos fármacos, así como preseleccionar aquellos individuos con mayor riesgo y que deben ser monitorizados de forma más exhaustiva. Los resultados del estudio fueron publicados en abril de 2018 en la revista de la Organización Europea de Biología Molecular (European Molecular Biology Organization).

Una de las características principales de la enfermedad de Alzhéimer es la acumulación en el cerebro del paciente de placas de proteínas beta-amiloide. El test desarrollado por los investigadores de la Universidad del Ruhr mide las cantidades relativas de beta-amiloide en sangre, en sus formas patológicas y saludables. La forma patológica es una versión mal plegada que se sabe que inicia la formación de placas tóxicas en el cerebro. Las moléculas de beta-amiloide tóxico se comienzan a acumular en el organismo del paciente unos 15-20 años antes de que se presenten los primeros síntomas de la enfermedad. Con el fin de determinar si era posible identificar esta acumulación inicial, los investigadores, coordinados por el Dr. Klaus Gerwert, se centraron en estudiar pacientes durante las fases iniciales de la enfermedad de la cohorte sueca BioFINDER. El test detectó de forma fiable alteraciones de beta amiloide en la sangre de participantes con deterioro cognitivo leve que también presentaban depósitos anormales de amiloides en los escáneres cerebrales.

Prueba sencilla y no invasiva
El siguiente paso del estudio fue determinar si el test puede identificar cambios en la sangre mucho antes del inicio de la enfermedad. Para ello, emplearon datos del estudio ESTHER, y compararon muestras sanguíneas de 65 participantes que fueron más tarde diagnosticados de Alzhéimer con 809 controles. El test diseñado por Gerwert y cols., detectó signos de la enfermedad una media de ocho años antes del diagnóstico en individuos sin síntomas clínicos. El test identificó correctamente a las personas que contraerían Alzhéimer en un 86% de casos.

Las herramientas diagnósticas disponibles en la actualidad son caras, invasivas y complejas: Tomografías de Emisión de Positrones (PET), escáner cerebral, o análisis del fluido cerebroespinal, extraído por medio de una punción lumbar. Los resultados del estudio demuestran que el test diseñado por los científicos de la Universidad del Ruhr es una opción barata y sencilla para preseleccionar individuos en riesgo de desarrollar Alzhéimer.

Fuente:   European Molecular Biology Organization (EMBO)


Comentarios

No se encontraron resultados.

Añadir Comentario

* Este es un espacio de participación entre lectores. Las preguntas no tienen por qué ser respondidas por los expertos obligatoriamente.