Publicidad
Inicio Enfermedades Especialidades Actualidad Zona Prensa Enlaces Consultas Médicas
Medicina 21

Artículos de Medicina 21

La sífilis
Autor: Dr. Salvador Giménez - Revisado: 24 de Abril 2014
La sífilis, anteriormente causa de devastadoras epidemias, puede ser fácilmente diagnosticada y tratada con fármacos antibióticos. A pesar de la eficacia del tratamiento, los síntomas iniciales de la sífilis pueden ser tan leves que muchas personas no acuden en busca de tratamiento al principio de su infección

La sífilis es una enfermedad de transmisión sexual frecuente

Es de especial interés y preocupación el hecho que la sífilis aumenta el riesgo de transmisión y contagio del virus de la inmunodeficiencia humana (VIH), la causa del síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA).

La sífilis es una enfermedad de transmisión sexual (ETS) causada por la bacteria Treponema pallidum. La infección inicial causa una úlcera en el lugar de la infección; sin embargo, la bacteria se mueve por todo el cuerpo lesionando muchos órganos con el tiempo. Los expertos describen el curso de la enfermedad dividiéndolo en cuatro fases o estadíos: primario, secundario, latente y terciario o tardío. Una persona infectada sin tratamiento puede infectar a otros durante las dos primeras fases, que generalmente duran uno o dos años. En sus fases tardías, la sífilis no tratada, aunque no es contagiosa, puede causar alteraciones cardiacas graves, trastornos mentales, ceguera, problemas neurológicos y la muerte.

La bacteria se transmite a partir de una úlcera inicial de una persona infectada a la piel y las membranas mucosas del área genital, boca o ano del compañero sexual. También puede entrar por heridas cutáneas de otras partes del cuerpo. La bacteria de la sífilis es muy frágil y la infección casi siempre se transmite por contacto sexual. Además, la madre embarazada infectada de sífilis puede transmitir la bacteria al feto, que puede nacer con graves problemas físicos y mentales como resultado de la infección. Sin embargo, la forma más común de infectarse de sífilis es tener relaciones sexuales con alguien que tiene una infección activa.

Síntomas
El síntoma inicial de la sífilis primaria es una úlcera llamada chancro sifilítico. El chancro puede aparecer entre los 10 días y los 3 meses tras la exposición, pero generalmente aparece entre la 2ª y la 6ª semana. Puesto que el chancro suele ser indoloro y aparecer en el interior del cuerpo, puede pasar desapercibido. Generalmente se localiza en partes del cuerpo expuestas al contacto con la úlcera del compañero sexual, como el pene, la vulva o la vagina. El chancro también puede desarrollarse en el cerviz o cuello del útero, la lengua, los labios u otras partes del cuerpo. El chancro desaparece en unas semanas tanto si se ha tratado al paciente como si no. Si no se trata la sífilis primaria, una de cada tres personas infectadas progresará a una fase crónica.

 La bacteria se transmite a partir de una úlcera inicial de una persona infectada a la piel y las membranas mucosas del área genital, boca o ano del compañero sexual. 

La sífilis secundaria viene determinada con frecuencia por una erupción cutánea caracterizada por úlceras marrones de pequeño tamaño. La erupción aparece en cualquier lugar entre los 3 y 6 meses tras la aparición del chancro. Mientras que la erupción puede afectar a todo el cuerpo o sola a unas pocas zonas, las palmas de las manos y las plantas de los pies casi siempre están afectadas. Puesto que hay bacterias activas en las palmas, cualquier contacto físico, sexual y no sexual, con heridas de la piel de una personas infectada puede transmitir la infección en esta fase. En general la erupción cutánea desaparece en varias semanas o meses. Pueden aparecer otros síntomas como fiebre ligera, fatiga, dolor de cabeza, dolor de garganta, así como alopecia en parches e inflamación de ganglios linfáticos en todo el cuerpo. Estos síntomas pueden ser leves y, al igual que el chancro de la sífilis primaria, desaparecen sin tratamiento. Los signos de la sífilis secundaria pueden ir y venir en los siguientes uno a dos años.

Sin tratamiento, la sífilis puede entrar en una fase de latencia durante la cual la enfermedad deja de ser contagiosa y no hay presencia de síntomas. Algunas personas no tratadas ya no sufrirán ninguna otra consecuencia de la enfermedad. Sin embargo, aproximadamente uno de cada tres con sífilis secundaria desarrollarán las complicaciones de la sífilis terciaria o tardía, en donde la bacteria lesiona el corazón, los ojos, el cerebro, el sistema nervioso, los huesos, las articulaciones y casi cualquier otra parte del cuerpo. Esta fase puede durar años o incluso décadas. La sífilis tardía, en su estadío final, puede resultar en enfermedad mental, ceguera, otros problemas neurológicos, enfermedad del corazón y muerte.

Neurosífilis
Con frecuencia la bacteria de la sífilis invade el sistema nervioso durante las primeras fases de la infección y aproximadamente del 3 al 7% de las personas con sífilis no tratada desarrollarán neurosífilis, aunque algunas de estas personas nunca desarrollarán síntomas. Otros puede padecer dolor de cabeza, rigidez de cuello y fiebre que es el resultado de la inflamación del cerebro. Algunos pacientes desarrollan crisis convulsivas. Los pacientes con afectación de los vasos sanguíneos pueden desarrollar síntomas de ictus con complicaciones del tipo de entumecimiento, debilidad o defectos visuales. En algunos casos, el plazo de tiempo desde la infección hasta el desarrollo de neurosífilis es de hasta 20 años. La neurosífilis puede ser más difícil de tratar y su evolución puede ser diferente en las personas con infección por el VIH.

Diagnóstico
En ocasiones a la sífilis se la denomina “la gran imitadora” porque sus síntomas iniciales son similares a los de muchas otras enfermedades. Las personas sexualmente activas deberían consultar al médico ante cualquier erupción cutánea o úlcera genital sospechosa. Los que han sido tratados por otra ETS, como la gonorrea, deberían ser examinados para excluir la presencia de una sífilis adquirida.

Existen tres formas de diagnosticar la sífilis: el reconocimiento de sus signos y síntomas por el médico; la identificación de la bacteria de la sífilis; y las pruebas sanguíneas. En general se emplean todas ellas conjuntamente para detectar la sífilis y evaluar la fase en la que se encuentra la infección.

 En ocasiones a la sífilis se la denomina “la gran imitadora porque sus síntomas iniciales son similares a los de muchas otras enfermedades. 

Para diagnosticar la sífilis por identificación de la bacteria, el médico toma una muestra de la superficie de la úlcera o chancro y la examina en un microscopio especial de “campo oscuro” para detectar el microorganismo. Las pruebas sanguíneas también proporcionan evidencias de la infección aunque pueden resultar en falsos negativos, no hay confirmación de la infección a pesar de su existencia, durante hasta tres meses tras la infección. También puede haber resultados falsos positivos por lo que generalmente se emplean dos análisis de sangre. La interpretación de los análisis sanguíneos de la sífilis puede ser difícil por lo que en ocasiones es necesaria la repetición de las pruebas para confirmar el diagnóstico.

Las pruebas sanguíneas más frecuentemente empleadas para detectar la presencia de una sífilis son la VDRL (Venereal Disease Research Laboratory; Laboratorio de Investigación de Enfermedades Venéreas) y la RPR (rapid plasma reagin; reagina plasmática rápida). Los resultados falsos positivos, que muestran infección cuando no existe, aparecen en personas con trastornos autoinmunes, ciertas infecciones víricas y otras enfermedades.

Por tanto, el médico solicitará una prueba sanguínea confirmatoria si la prueba inicial es positiva. Estas pruebas son la FTA-ABS (fluorescent treponemal antibody-absorption; absorción de anticuerpo antitreponema fluorescente) que puede detectar con precisión del 70 al 90% de los casos y la TPHA (T. pallidum hemagglutination assay; ensayo de hemaglutinación del treponema pallidum). Ambas pruebas detectan los anticuerpos contra la sífilis, es decir las proteínas producidas por el sistema inmunitario de la persona para luchar contra la infección. No son útiles para diagnosticar un nuevo caso de sífilis en pacientes que ya han tenido previamente la infección puesto que una ves formados los anticuerpos, permanecen en el organismo durante muchos años. Sin embargo, estos anticuerpos no protegen frente a una nueva infección de sífilis. En algunos pacientes con sífilis, en especial en estadío avanzado o latente, debe emplease la punción lumbar para detectar la infección del sistema nervioso.

Tratamiento
Generalmente la sífilis se trata con penicilina, administrada mediante inyección, u otros antibióticos en los alérgicos a la penicilina. El paciente deja de transmitir la sífilis a las 24 horas del inicio del tratamiento. Sin embargo, algunas personas no responden a las dosis habituales de penicilina, por lo que es importante que las personas que están siendo tratadas para una sífilis sean sometidas a análisis periódicos de sangre para confirmar que el agente infeccioso ha sido completamente destruido. Las personas con neurosífilis pueden necesitar ser sometidas a análisis periódicos hasta dos años tras el tratamiento. En todos los estadíos de la enfermedad, el tratamiento apropiado cura la enfermedad, pero en la sífilis tardía las lesiones que ya se han producido en los órganos no pueden ser revertidas.

Efectos de la sífilis en las mujeres embarazadas
Existe la posibilidad que la mujer embarazada con sífilis activa no tratada transmita la infección al feto. Alrededor del 25% de estos embarazos resultan en un aborto o en muerte fetal. Entre el 40 y el 70% de estos embarazos traen al mundo a un recién nacido infectado de sífilis.

 La sífilis se trata con penicilina, administrada mediante inyección y el paciente deja de transmitir la sífilis a las 24 horas del inicio del tratamiento. 

Algunos niños con sífilis congénita tienen síntomas ya al nacer, pero la mayoría desarrollan síntomas entre dos semanas y tres meses más tarde. Entre los síntomas que pueden aparecer se encuentran úlceras o erupciones cutáneas, fiebre, llanto débil o afónico, hígado y bazo aumentados de tamaño, ictericia o piel amarillenta, anemia y diferentes deformidades. Hay que tomar precauciones en el cuidado de un niño con sífilis congénita porque las úlceras húmedas son infecciosas. Es muy raro que los síntomas de sífilis en un niño no sean detectados y reconocidos. Puesto que los niños infectados crecen, pueden desarrollar los síntomas de una sífilis en estadío avanzado, como lesiones en los huesos, dientes, ojos, oídos y cerebro.

Debe evitarse cualquier contacto con las úlceras infecciosas y otros tejidos y fluidos corporales infectados para prevenir la diseminación de la enfermedad.

Prevención
Las úlceras abiertas de la sífilis suelen ser visibles e infecciosas durante las fases activas de la infección. Debe evitarse cualquier contacto con estas úlceras infecciosas y otros tejidos y fluidos corporales infectados para prevenir la diseminación de la enfermedad. Al igual que en muchas otras ETS, el método de prevención más importante es el empleo de condones durante las relaciones sexuales. La detección y el tratamiento de los individuos infectados, o prevención secundaria, son unas de las pocas opciones para la prevención de los estadíos avanzados de la enfermedad. La detección y el tratamiento precoces durante el embarazo son la mejor forma de prevenir la sífilis infantil y deberían formar parte de los cuidados prenatales de rutina.



El artículo sólo es informativo.
Si tiene dudas al respecto, puede plantearlas en:


Comentarios
32
unconcejo
2014-12-15 10:29:10
Hola, me salio algo parecido a una llaga y mañana voy a ir al medico, me da miedo y pena a la vez, por que necesito trabajo y con esa enfermedad seguro no lo voy a conseguir, pero me parece que todas las consultas que hacen esta mal, no somos medicos, en vez de preguntar por aca vayan urgente al hospital y consulten, obvio seguro no tienen ganas pero es asi, yo odio los hospitales pero no me pienso quedar con la duda, espero que tengan suerte besos.

morena
2014-12-03 08:33:01
me an dectatado sifilil y estoy en barazada de poco tengo miedo ke ago porfavor me pasara algo ami o ami hijo?

bbbbb
2014-11-26 08:28:06
hola ruth estoy igual que vos me salio 8 dils realize tratamiento pero los otros estudios me salieron igual 8dils... queria saber en cuanto tiempo te bajaron los dils despues quehiciste el tratamiento

sandra
2014-11-24 08:26:26
tengo 45 años mi papa y mi mama embarazada de mi tenían sífilis recibieron el tratamiento x lo cual nací sin problemas ....pero ahora tengo artrosis en rodilla y una parte de la columna quisiera saber si tiene algo que ver con la enfermedad pues una enfermera que me daba los inyectables x la artrosis me pregunto de que era la mancha que tengo en mi espalda le conté y me dijo que x ser congénita la sífilis ataca los huesos ...quisiera saber si es así !!!!!!!!! gracias

ponxitouyed
2014-11-24 12:27:58
tengo sifilis + d 2 años cuantas inyecciones nesesito pa curarm

mami postiza
2014-11-10 10:21:17
hola yo quisiera saber que cuidados debeo tener con mi sobrina tiene 25 dias nacida y esta a mi cuidado y la verdad no se mucho de esto y quiero que ella cresca como una nina normal que respuesta ma dan pr favor

Comentarios Anteriores   

Añadir Comentario
* Este es un espacio de participación entre lectores. Las preguntas no tienen por qué ser respondidas por los expertos obligatoriamente.
Nombre:   ( En caso de no querer ser identificado, utilice un pseudónimo )
E-mail:  
Comentario:
Código de seguridad
* Por razones de seguridad introduzca el siguiente código númerico en el recuadro:




Temas Relacionados

We comply with the HONcode standard for trustworhy health information: verify here.

Innobit Wmc

Estamos utilizando cookies para darle la mejor experiencia en nuestro sitio. Las cookies son ficheros almacenados en su navegador y son utilizados por la mayoría de los sitios web para ayudar a personalizar su experiencia web.
Al continuar utilizando nuestra página web sin necesidad de cambiar la configuración, usted acepta nuestra política de cookies.