Publicidad
Inicio Enfermedades Especialidades Actualidad Zona Prensa Enlaces Consultas Médicas
Medicina 21

Artículos de Medicina 21

¿Sufro realmente una depresión?
Autor: Dra. Mercè Piera - Revisado: 6 de Octubre 2010
Hoy en día cuando una persona se encuentra triste, siente falta de interés por las cosas o se siente fatigada suele decir que "tiene depresión". Pero no hay que confundir el sentirse decaído con sufrir una depresión

Uno de los principales síntomas de la depresión es un bajo estado de ánimo

En términos médicos, la depresión es una enfermedad mental que afecta tanto al estado de ánimo como al sueño, al apetito, a la concentración y a otras funciones vitales.

¿Qué síntomas presenta un depresivo?

No todo el mundo que sufre una depresión presenta los mismos síntomas. Así mismo, la severidad de los síntomas varía de un individuo a otro e incluso varía con el tiempo.

El primer indicio de que se sufre depresión suele ser un cambio en la conducta habitual del individuo. La persona se muestra desmoralizada, apática, con falta de ilusión y de hacer cosas. Además, ya no disfruta igual con las cosas que anteriormente le gustaban. Estos son los principales síntomas de la depresión. Otros síntomas de esta enfermedad mental son:

- Trastornos del sueño, como insomnio

- Trastornos del apetito, generalmente anorexia

- Pensamientos repetitivos sobre cuestiones que crean ansiedad

- Pensamientos negativos, sentimientos de culpa o inferioridad

- Falta de concentración o de memoria

- Dificultad para tomar decisiones

- Cansancio físico (especialmente por la mañana)

- Dolores en distintas partes del cuerpo

- Pérdida de interés sexual

- Ideas recurrentes de muerte o suicidio (en casos graves)

En casi todos los casos se halla uno de los dos síntomas principales (bajo estado de ánimo y dificultad para disfrutar), mientras que del resto de los síntomas puede aparecer uno, dos, varios o todos.

¿Cuántos tipos hay de depresión?

Existen varias formas de trastornos depresivos, describiéndose aquí los tres tipos más frecuentes. No obstante, cabe decir que dentro de estos tipos existen variaciones en cuanto a los síntomas, su severidad y persistencia.

- DEPRESIÓN MAYOR

La depresión mayor se manifiesta mediante la combinación de varios síntomas que interfieren en la capacidad para trabajar, estudiar, dormir, comer y disfrutar de actividades placenteras. Debido a que los síntomas son intensos, suele ser una enfermedad muy evidente. Este episodio de depresión puede producirse una sola vez aunque lo más frecuente es que tenga lugar varias veces a lo largo de la vida.

- DISTIMIA

Es el tipo menos grave de depresión. La persona con distimia sufre irritabilidad, cambios de humor, dificultad para concentrarse y alternativamente periodos de depresión. Estos síntomas suelen cronificarse lo que conlleva a problemas laborales, familiares y personales.

- TRASTORNO BIPOLAR

Denominado también como enfermedad maniaco-depresiva, se caracteriza por cambios cíclicos del humor: muy altos (manía) y muy bajos (depresión). En ocasiones estos cambios son dramáticos y rápidos, aunque lo más habitual es que se produzcan de forma gradual. Cuando un individuo se halla en la fase depresiva puede presentar alguno o todos los síntomas del trastorno depresivo. Cuando se halla en la fase maníaca, suele mostrarse con un estado de ánimo exaltado y expansivo, hiperactivo y con una gran necesidad de hablar. La manía suele afectar al pensamiento, a la capacidad de juicio y al comportamiento social de forma que llega a provocar situaciones muy violentas.

Debido a su importante incidencia y dificultad en el diagnóstico, es necesario citar también otro tipo de depresión, la Depresión Enmascarada, que se caracteriza por el predominio de los síntomas físicos (astenia, cefalea y otros dolores, trastornos gastrointestinales, etc.) sobre los psicológicos.

¿Cuáles son las causas de la depresión?

La depresión constituye uno de los típicos trastornos en los que sobre una personalidad con predisposición puede incidir, en proporciones variables, toda una serie de elementos etiopatogénicos: factores genéticos, somáticos, psíquicos, socioculturales y otros.

- Factores genéticos

Algunos tipos de depresión pasan de una generación a otra dentro de una misma familia, sugiriendo que se hereda una predisposición biológica. Este parece ser el caso del trastorno bipolar. Estudios de familias en las que algún miembro de cada generación ha llegado a desarrollar un trastorno bipolar han hallado que los individuos enfermos presentan ciertos componentes genéticos distintos con respecto a los no afectados. No obstante, no se produce la situación recíproca, es decir, no todo el mundo con este componente genético de vulnerabilidad frente al trastorno bipolar desarrollará la enfermedad. Así, parece ser que factores adicionales como el estrés están implicados en el origen de la depresión.

- Factores psíquicos

La depresión mayor se observa tanto en personas con antecedentes familiares de la enfermedad como en personas sin estos antecedentes. Pero, en ambos casos, suele asociarse con cambios en las estructuras cerebrales o en la función cerebral. Así, la depresión es el resultado de una disregulación en los sistemas neuroquímicos cerebrales, especialmente los serotonérgicos y noradrenérgicos. Esta carencia relativa de regulación de uno y otro sistema neuroquímico se intenta contrarrestar mediante el tratamiento con fármacos antidepresivos.

- Factores somáticos

Los cambios físicos en el organismo pueden acompañarse de cambios mentales. Así, enfermedades como el ictus, el infarto, el cáncer, la enfermedad de Parkinson o los trastornos hormonales pueden ser causa de trastorno depresivo. En este caso, la depresión puede conllevar a que el enfermo se muestre apático y disconforme frente al cuidado y tratamiento de su enfermedad física.

- Factores socioculturales

La pérdida de un ser querido, dificultades en las relaciones laborales, problemas económicos o cualquier cambio estresante en la vida de una persona pueden desencadenar un episodio depresivo.

En conclusión, lo más frecuente es que una combinación de factores genéticos, psicológicos y medioambientales esté implicada en el origen del trastorno depresivo.



El artículo sólo es informativo.
Si tiene dudas al respecto, puede plantearlas en:


Comentarios
3
peach
2012-10-02 08:43:53
¿y en caso de presentar depreción,a dónde atenderse?

YESY
2011-11-14 09:35:39
como se llama cuado un hombre nace su hijos abandona a su familia

carisma
2010-09-30 08:27:26
me parecio muy completo y fasil de entender gracias

Comentarios Anteriores   

Añadir Comentario
* Este es un espacio de participación entre lectores. Las preguntas no tienen por qué ser respondidas por los expertos obligatoriamente.
Nombre:   ( En caso de no querer ser identificado, utilice un pseudónimo )
E-mail:  
Comentario:
Código de seguridad
* Por razones de seguridad introduzca el siguiente código númerico en el recuadro:




Temas Relacionados

We comply with the HONcode standard for trustworhy health information: verify here.

Innobit Wmc