Artículos de Medicina 21


Un test genético pionero reorienta el tratamiento del cáncer de mama más frecuente
12 de Junio 2011
   Un test genético pionero permite predecir la respuesta al tratamiento de quimioterapia en la variante precoz más frecuente del cáncer de mama, según han constatado investigadores del Grupo Español de Investigación en Cáncer de Mama (Geicam), fruto de un estudio multicéntrico internacional liderado por el jefe del Servicio de Oncología del Hospital del Mar de Barcelona y director de investigación en cáncer del IMIM, Joan Albanell.

Albanell ha destacado el "paso importante e histórico" que supone el test --Oncotype DX-- en el ámbito del tratamiento personalizado del cáncer, y en este caso concreto en la terapia quimioterápica en los tumores de mama.    Se trata de pacientes con diagnóstico precoz de cáncer de mama con variante hormonal, HER2 negativo y ganglios negativos, que una vez extirpado el tumor, de forma ordinaria se someten a una terapia hormonal.    En la investigación, que publica la revista Annals of Oncology --referente en cáncer en Europa--, han participado siete mujeres y siete hospitales españoles entre los que se encuentran el Clínico de Valencia, Málaga y Madrid, el Gregorio Marañón, también en Madrid, además del Hospital del Mar.   

Posteriormente, el oncólogo se encuentra con la incertidumbre de si recetar un tratamiento de quimioterapia, lo que hasta ahora lleva a "sobretratar", con la consiguiente toxicidad, a nueve de cada diez mujeres, que sí que requieren quimioterapia. De este modo, la significación del primer test multigénico en cáncer de mama radica en su capacidad de predecir los beneficios de la quimioterapia en el conjunto de mujeres, y se basa en un análisis del tumor que, aprovechando los últimos desarrollos en biotecnología, analiza 21 genes que de forma combinada aportan una respuesta.   

"Es importante evitar la quimioterapia en aquellas mujeres en las que el beneficio previsto es mínimo o inexistente, tanto por la toxicidad y los efectos asociados a la quimoterapia, inaceptables si ésta no es necesaria, como por el propio coste del tratamiento", insiste el investigador.   

"Se trata de un paso importante que se debe combinar con criterio clínico y que si se integra bien es un paso muy importante en medicina", ha remarcado Albanell, que ha descartado que el citado tipo de cáncer sea el más agresivo, pero sí el más frecuente.   

El test ya se utiliza de forma habitual en EE.UU. desde 2007, y las guías americanas lo recomiendan para evadir dudas en el tratamiento quimioterápico. España es pionera en Europa en la introducción del citado test, que se ha empezado a utilizar en el Hospital del Mar de Barcelona, y cuya generalización en las comunidades autónomas se estudia actualmente, si bien su llegada al continente está siendo muy lenta.   

El test ha sido solicitado por 10.000 especialistas de 55 países distintos y de él se han beneficiado ya más de 175.000 pacientes.

Fuente: Europa Press



Comentarios

No se encontraron resultados.

Añadir Comentario

* Este es un espacio de participación entre lectores. Las preguntas no tienen por qué ser respondidas por los expertos obligatoriamente.